¿Con Maíz ó Sin Maíz? Parte 2

Para retomar el tema en que estábamos, que era el tema del maíz, empezamos por hablar de la diferencia entre lo que es una alergia que es una reacción del sistema inmune del cuerpo y que crea anticuerpos que se pueden detectar en una prueba de laboratorio, a lo que es una intolerancia. Una intolerancia es lo que se explica en el libro El Poder del Metabolismo en el capítulo que se llama Las Intolerancias del Cuerpo.

La intolerancia es distinta a la alergia porque la intolerancia lo que produce es problemas en el sistema digestivo. La alergia crea una reacción inmune; la intolerancia crea una reacción de sistema digestivo, son dos cosas distintas y no se detectan anticuerpos porque no tiene anticuerpos. Las intolerancias más comunes que existen, que se explican en el libro El Poder del Metabolismo, son el gluten, que es la proteína que contiene el trigo, que contiene el pan, también lo tiene la avena, pero principalmente el trigo que es con lo que se hacen las galletitas, el pan, la harina de empanar, de empanizar, las tortas, los bizcochos, la mayoría de los postres, pues tienen gluten porque es la proteína del trigo. El maíz, que para muchas personas es una intolerancia, me da pena cuando es un mexicano, pero es la verdad, o cuando son venezolanos o colombianos y les gusta su arepita. La soya, hay mucha gente que es intolerante a la soya, yo por ejemplo personalmente, Frank Suárez, si como alimentos con soya automáticamente empiezo a engordar porque me afecta la tiroides, mi cuerpo no la tolera y hay personas que son intolerantes al cerdo, hay inclusive personas que son intolerantes a alimentos como los lácteos como al queso o al yogurt, a la leche.

Ahora, estos son como las intolerancias principales, gluten, maíz, soya, cerdo, cuando una persona tiene una cultura o vive en una cultura donde se depende del maíz, como pasa en México o como pasa en Venezuela o como pasa en Colombia o como pasa en Guatemala, son países donde se utiliza mucho el maíz, en distintas formas. El maíz, para empezar, el maíz que se utiliza hoy en día prácticamente todo es maíz transgénico. Transgénico quiere decir que hay una compañía por ahí que se llama Monsanto, que son fabricantes de pesticidas, pero además de eso cambian los genes de los alimentos para que les den más producción y han logrado crear una cosa así como tipo Frankenstein. Es un maíz que crece en grandes cantidades, produce muchísimo, pero que el cuerpo humano nunca había visto ese animal tan raro.

Le han cambiado todos los genes y el cuerpo lo ve y lo ataca y se confunde porque no existía en la naturaleza, o sea ellos han ido cambiando los genes al punto donde lograron hasta patentizar. Ahora para comprar maíz, para sembrar hay que ir donde ellos, para la soya hacen lo mismo, o sea que se ha puesto de moda que toda la cadena alimenticia, todo lo que pueden genéticamente alterar lo están alterando y luego dicen “Esto es mío” por la ley de propiedad intelectual y todas esas cosas de invenciones y demás, el tema es que el maíz es el grano más transgénico que existe, bueno, está compitiendo con la soya, esos dos. Está el maíz y la soya, son los más transgénicos, o sea que quiere decir que son lo que más han sido alterados para que respondan a las necesidades de los agricultores. Y entonces están envueltas las grandes corporaciones científicas que quieren ser dueños de todo eso y han estado cambiando el código genético del maíz.

En México pues yo estuve hace poco tiempo. El honor de estar trabajando allá con el DIF, el DIF del Estado de Coahuila, es al norte de México, es una gente muy buena que son gobernantes que realmente quieren ayudar a su pueblo y estuvimos trabajando con el DIF, que es Desarrollo Integral de Familia, que es parte del Departamento de Salud de México, tratando de llevar mensaje de cómo ayudar a la gente a combatir la obesidad y la diabetes;  yo vi que obviamente la comida principal es el maíz. Cuando tengo una persona que la persona tiene obesidad, o la persona tiene diabetes, la obesidad y la diabetes están bien relacionadas porque se sabe que los 85% de los diabéticos están obesos, esa es la estadística; o sea que hablar de diabetes y obesidad es como hablar de un matrimonio, esos siempre andan juntos, diabetes y obesidad.

Ahora, el maíz como tal, que es la comida principal, el alimento principal de un país como México y de varios otros, por ejemplo, pues para Pepito, para Pepe, pues le cae bien y no tiene problema de sobre peso ni nada, pero para María cuando come maíz la hace engordar, eso no es solamente porque María coma mucho maíz, es que el cuerpo humano es un organismo vivo que responde a el sistema nervioso. Sistema nervioso es el sistema que controla las hormonas, hay una hormona que se llama insulina que engorda, usted no puede engordar sin insulina.  Una persona cuyo cuerpo es intolerante al maíz, como María, come maíz y empieza a engordar. Pepe, come maíz en la misma cantidad de María y no engorda, porque el cuerpo de Pepe y el cuerpo de María no son iguales, aunque vengan de la misma madre. No son iguales.

Existe lo que llaman la individualidad bioquímica, o sea que por ejemplo yo puedo comer ciertas cosas que mi esposa no puede comer. Mi cuerpo, Frank Suárez, yo puedo comer mucha carne roja y me siento súper bien, mi esposa come carne roja y está dos días sin ir al baño y no duerme y tampoco me deja dormir a mí, así que básicamente todos somos distintos. Entonces la clave con el tema del metabolismo, es empezar por decir la verdad, la verdad que todos no somos iguales y como todos no somos iguales el maíz para algunos es una intolerancia. ¿Cómo usted sabe si el maíz es una intolerancia? Pues hay una forma fácil de saber si su cuerpo está reaccionando de forma negativa a un alimento, esto es lo último de la ciencia que les voy a decir; la forma de usted saber si un alimento le hace daño es hacerse una pregunta.

No necesita un equipo de 300 mil dólares, no necesita ir a laboratorio, usted quiere saber si un alimento le hace daño, hágase esa pregunta. ¿Qué alimento es el que más me pide mi cuerpo? Hágase esa pregunta. ¿Cuál es el alimento que más me pide mi cuerpo? ¿Le pide montones de azúcar? Ese es el que más daño le hace. ¿Cuál es el alimento que más me pide mi cuerpo? ¿Le pide chocolate? Ese es el que más daño le hace. ¿Cuál es el alimento que me causa sufrimiento nada más que de mirarlo? ¿Pan? Es el gluten que le está haciendo daño.

Entonces si usted quiere saber qué es lo que está haciendo mucho daño, a que es intolerante, sepa que si usted se hace esa pregunta usted va a averiguar exactamente cuál es, una vez que usted sepa cuál es le toca hacer una dieta de desintoxicación, que se explica aquí en el libro El Poder del Metabolismo, donde usted por 48 horas no come de eso, no come de ningún carbohidrato y desintoxica el cuerpo. Y esto se los comento porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo