Daño oculto de los antibióticos


En la vida no hay nada gratis, si alguien te quiere es si tú lo quieres para atrás, y todo cuesta algo; alguien te trata bien, pues tú lo tratas bien, y lo mismo pasa con los antibióticos. Los antibióticos tienen su daño oculto, o sea resuelven un problema pero crean otro; lo importante es saber cómo uno evitar que el daño sea permanente.

Te voy a dar unos datos para que tengas más conocimiento sobre cuál es el daño de los antibióticos. El cuerpo humano se calcula que tiene 30 billones de células, 30 billones son…, 1 billón en español, porque en inglés es billion, en español son 2 cosas distintas. Pero en español 30 billones son millones de billones. Así que las células del cuerpo, el mejor estimado que hay de cuántas células tiene tu cuerpo son 30 billones, ¡Son muchas!, pero dentro del cuerpo está el intestino y dentro de ese intestino reside una población de bacterias que le llaman la microbiota, antiguamente se le conocía como la flora intestinal, pero ya ese término no se usa, lo que se usa ahora y lo vas a ver en todos los estudios científicos y demás, se llama la microbiota.

Microbiota quiere decir la población de organismos que residen en tu cuerpo. ¿Dónde viven todos esos organismos que son bacterias?, pues viven en la piel, en la boca, en las membranas y sobre todo en el tema del intestino, en el área del intestino; esa microbiota, el mejor estimado que se ha hecho es que están en 100 billones de bacterias, quiere eso decir que hay más o menos 3 bacterias por cada célula.

En principio, el cuerpo está compuesto más de bacterias que de células y hacen un trabajo importantísimo; cuando una persona usa antibióticos, pues los antibióticos, el antibiótico como bien dice el nombre es anti vida, eso es lo que quiere decir antibiótico, es anti vida de las bacterias, está buscando matar las bacterias patogénicas; una bacteria patogénica, patogénica quiere decir una bacteria que crea enfermedades. Así que cuando tu médico te da un antibiótico, está tratando de matar las bacterias patogénicas; desgraciadamente la gran mayoría de bacterias que viven en tu cuerpo, ¡No son patogénicas!, y cuando tú usas un antibiótico, pues ¡Sí!, vas a matar algunas bacterias patogénicas que son dañinas, pero vas a matar una gran parte de las bacterias buenas también.

Estas bacterias que viven en el intestino, tienen distintas funciones:

  • Una de ellas es que te ayudan a extraer nutrientes, te ayudan a sacarle los elementos, las vitaminas, los minerales a lo que tú comes.
  • Lo otro que hacen es que esas bacterias como tal producen sus propias sustancias. Se sabe ya que las bacterias del intestino grueso, sobretodo las del intestino grueso, producen una sustancia que se llama ácido butírico. La palabra butírico viene de butter en inglés que quiere decir mantequilla, el ácido butírico tiene olor a mantequilla, como si fuera un poquitito así a mantequilla rancia, cuando una mantequilla se pone rancia, pues tiene un cierto olor característico, y es el ácido butírico.

Resulta que el ácido butírico es una sustancia antiinflamatoria, es una sustancia que aumenta el metabolismo hasta 20%, es una sustancia que ayuda a que el cerebro y el sistema nervioso funcionen bien. Fíjate que eso está allá abajo, en la parte de abajo, en lo último en el intestino grueso y sin embargo en esa parte de allá se está produciendo ácido butírico que quita dolor, que es antiinflamatorio, que quita el Alzheimer, que te ayuda a dormir profundo, que te mantiene en un estado emocional saludable, y todo eso; lo están haciendo las bacterias buenas.

Ya se sabe que el 70% o más de todos los antibióticos que se consumen en el planeta, son antibióticos que se les está dando a los animales, al ganado vacuno, a las gallinas y demás; quiere decir que eso lo estamos consumiendo nosotros a través del consumo de las carnes de esos animales, pero los antibióticos como tal no afectan los virus, solamente afectan las bacterias. Cuando una persona usa antibióticos o se ve obligado a usar antibióticos, pues esos antibióticos van a causar estragos en la flora intestinal y cuando eso cambia automáticamente esa flora trata de recuperarse, pero es muy difícil recuperarse si el dueño del cuerpo no le ayuda, tendría que ayudarla dándole por ejemplo bacterias buenas.

La bacteria buena que ya se consigue en todos los países, estamos hablando de acidophillus bulgaricus, bifidus,son bacterias lácticas que se usan para ayudar al intestino a reemplazar lo que el antibiótico se llevó; si no se reemplazan, se le está dando, se está favoreciendo más a las bacterias patogénicas; hay ciertas bacterias patogénicas, como decir una que se llama clostridium difficile, esa bacteria es la que causa la colitis, esas personas que tienen problemas del intestino, tienen colitis, lo que tiene esa bacteria es que muchas veces es mortal, la infección con ella es mortal. Hay otra que se llama salmonella, y todas estas bacterias patogénicas crecen cuando se está usando antibióticos.

Así que si usted tiene que usar antibiótico pues mire, no hay más remedio, lo tiene que usar, pero tiene que tomar ciertas acciones para proteger esa bacteria y que se pueda recuperar dándole bacterias buenas, inclusive dándole fibra que es lo que come esa bacteria buena, porque esa bacteria buena lo que come es fibra.

Si usted toma un jugo de vegetales, eso tiene fibra y eso alimenta las bacterias buenas; así que los antibióticos pueden ser necesarios, pero son casi casi como quimioterapia para el cuerpo. Así que hay que evitar el daño y hay que tratar de ayudar a recuperar esa bacteria buena que es la que nos ayuda a producir ácido butírico que nos mantiene la salud. Y eso se los comento, porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo