Ejercicio al ritmo correcto


Hoy vamos hablar de la ventaja de hacer ejercicio, cómo ayuda al metabolismo, pero hay que hacerlo al ritmo correcto, al ritmo saludable. Una de las cosas que más recomiendo en el libro El Poder del Metabolismo es que la persona no sea sedentaria, que haga ejercicio, porque si usted combina buena nutrición buena hidratación, conocimiento sobre cómo mejorar su metabolismo y ejercicio, usted tiene toda la batalla ganada, porque esa es la combinación perfecta; un buen metabolismo, buena nutrición, buen estilo de vida y ejercicio, ahí todas las enfermedades desaparecen, porque es llevarle al cuerpo a su máxima expresión de salud.

Entonces el ejercicio es muy recomendable, muy importante; en muchas personas han visto que sus condiciones de salud van a estar tan bien como la cantidad de ejercicio que hagan. El cuerpo humano tiene una condición y es que mientras más se mueve, más dura y mientras menos se mueve menos dura. Es casi casi como una máquina metálica o de metal que usted tiene en su casa que no la usa, se cuece. El cuerpo si se usa se mantiene y si no se usa se daña. El ejercicio es muy recomendable ¡A todas las edades!, no hay una edad a la que no se deba hacer ejercicio, de hecho mientras más va la persona subiendo su edad, más importante es de hacer ejercicio, porque fíjese que todas las enfermedades, todas tienen que ver con la falta de movimiento.

Cuando una persona empieza a envejecer y empieza a sentirse mal de salud, lo primero que le va a pasar es que le va dar una artritis. ¿Qué es la artritis?, es una inhabilidad de mover el cuerpo, o sea todo lo que sea enfermedad tiene que ver con falta de movimiento. Todo lo que sea salud tiene que ver con habilidad de ejercer movimiento. Usted ve que un niño joven puede moverse muchísimo y no se cansa, tiene mucha vida, tiene mucha energía, tiene mucho metabolismo. Usted ve que una persona bien envejecida que ha maltratado su cuerpo, pues va perdiendo todo su movimiento al momento que se queda ya prácticamente tieso, así que la vida tiene que ver con el movimiento y el movimiento se mejora cuando uno hace ejercicio, quiere decir que usted hace ejercicio y mejora la vida.

Entonces, es importante que cuando usted va hacer ejercicio, usted lo haga de acuerdo a su edad y usando el control del pulso, con el ritmo del pulso de su corazón, usted sabe si está haciendo ejercicio al ritmo correcto para su edad. Hay una forma de medirlo y es que usted pone dos dedos arriba de la muñeca y ahí usted puede sentir el pulso de su corazón. El pulso de su corazón es la velocidad al que el corazón está bombeando. El otro sitio que es bastante sensible es en la misma yugular, ahí se siente bastante claro el pulso. Así que en la muñeca o en la yugular, son dos sitios muy buenos para uno medir el pulso.

El pulso normal del cuerpo, lo que causa ese pulso es que el corazón bombea y cuando el corazón bombea la sangre para llevar esos nutrientes y llevar ese oxígeno que tomaron los pulmones, la va llevar a todas las otras células del cuerpo, para concederle al cuerpo la vida, la salud; ese bombeo cada vez que el corazón contrae, eso marca un pulso, el pulso normal de una persona está entre 60 a 90 pulsaciones por minuto, eso es lo que es normal.

Claro, una persona que es un atleta bien adiestrado de alta competencia, puede tener un pulso que sea normal de 40 a 60, ¿Por qué es tan bajito?, porque su corazón esta fortalecido por el ejercicio que trabaja suavecito, que trabaja bien tranquilo. Las personas que ya empiezan a envejecerse y empiezan a estar fuera de forma, pues el pulso tiende a ser demasiado alto, pero es porque el corazón ya está más rígido, está más lleno de calcio, está más calcificado y no tiene tanta movilidad como el de un atleta que está en muy buena condición.

Pero el pulso normal fluctúa entre 60 a 90 cuando el cuerpo está en pleno descanso. Claro, cuando el pulso es muy bajo, cuando baja de 60 en una persona que no es atleta, si baja de 60 pulsaciones por minuto, se llama bradicardia. Bradicardia quiere decir que es muy lento y si es muy lento puede producir un ataque al corazón. Ahora, si el pulso va muy rápido, también es un problema, porque entonces cuando va muy rápido y empieza a pasar de 100 para arriba, ahora se llama taquicardia. Taquicardia quiere decir que es demasiado rápido y si es demasiado rápido puede producir un ataque al corazón. Así que tan malo es muy lento como muy rápido.

Siempre y cuando que usted se mantenga en ese rango, pues usted no va tener problemas de salud y el cuerpo va a mejorar. Si usted está aplicando los consejos del metabolismo, que está mejorando toda la función de su cuerpo y le añade ejercicio a un ritmo adecuado, usted solamente puede mejorar. Ahora, hay una fórmula que se usa tradicionalmente, que se usa desde hace muchos años para determinar cuál debe ser el ritmo suyo de ejercicio basado en su edad, esa fórmula utiliza un número, que es el número 220.Por ejemplo:

  • Voy a hacer un ejemplo para mí. Yo tengo 67 años de edad, pues yo digo: “220 menos 67, me da el número 153”,
  • Lo comparo con Jorge, nuestro director creativo. Jorge es mucho más joven, Jorge tiene 35 años de edad; así que el sería 220 menos 35 y a él le da 185.

Como mi cuerpo tiene más años, pues el máximo que me da es 153 y a Jorge le da más alto que a mí, el ritmo de ejercicio, seria con el hasta 185, pero se recomienda que para mantener la salud uno debe ejercitar entre 60, llegar a 60 u 80% del máximo. El 60% de 153 de mi caso sería 91, 91 pulsos por minuto hasta 122 que sería el 80%, pero en el caso de Jorge que es un cuerpo más joven, él puede ir desde 111 hasta 148 y esa sería como la tolerancia correcta para que su cuerpo no esté ni demasiado estresado, ni esté haciendo el ejercicio con demasiado poco esfuerzo como para lograr una mejoría.

Ahora, también ha dicho la regla, esta la usan mucho los cardiólogos, los especialistas del corazón, es que no se recomienda ir a más de 85% de lo que es tu número máximo, porque se ha descubierto que los problemas del corazón y demás empiezan de 85 para arriba. En el caso mío, yo debería tratar nunca, como tengo 67 años de edad, el 85% de mi máximo que es 153, pues me da 130, quiere decir que yo, cuando haga ejercicio puedo irme midiendo y estar pendiente de que no pase de 130, para que no me produzca un infarto al corazón.

En el caso de Jorge, cuando él calcula su 85% de 185, pues ahora estamos hablando que él no debería pasar de 157, pero si uno se mantiene dentro de ese rango y usa el pulso para medirse, la forma de medirse es fácil, mire. Usted mide y la mejor es que usted cuente hasta 30, o sea que cuenta 30 segundos y eso lo multiplica por 2. Si lo trata de hacer como hay gente que lo hace con 15 segundos y lo multiplica por 4, no le da tan exacto, pero si usted pone su reloj y cuenta 30 segundos y mide cuántas pulsaciones hay y lo multiplica por 2, ya sabe en qué número usted está y usted puede tomarlo antes del ejercicio, durante el ejercicio, después del ejercicio. Así que básicamente llevándolo en base al control de su pulso, usted puede hacer ejercicio al ritmo correcto y saludable. Y esto se los comento, porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo