Ejercicio contra el Alzheimer


Quiero explicarte hoy sobre una nueva investigación, nuevo estudio clínico que ha reflejado que una de las formas más efectivas de combatir la condición llamada Alzheimer es el ejercicio.

La enfermedad Alzheimer es una enfermedad que cada vez está afectando a más y más personas; cuando una persona se olvida del sitio donde vive y no puede regresar a su casa o cuando una persona te hace la misma pregunta una y otra vez, una y otra vez, una y otra vez. Pues ya es signo de que está fallando algo en el cerebro que puede ser fácilmente Alzheimer, cada vez tenemos más y más personas en la población con la enfermedad Alzheimer. La realidad es que los medicamentos que existen para Alzheimer lo único que buscan es retrasar la pérdida de memoria, no existe, ningún medicamento que pueda reversar ni parar la pérdida de memoria; es progresiva pero en realidad no hay quien la pare; así que muchas personas mayores están padeciendo de Alzheimer.

Ahora este estudio que quiero compartir con ustedes, da mucha esperanza, fíjense el Massachusetts General Hospital, el grupo de investigación del Massachusetts General Hospital, publicó un estudio que en español dice: “El efecto combinado de la Neurogénesis, neurogénesis es la creación de neuro, neuro es nervio, génesis es creación; el efecto combinado de la Neurogénesis en los adultos y el BDNF tienen un efecto positivo sobre el Alzheimer. Quiero explicarle que es el BDNF, el BDNF es español querría decir: factor neurotrófico, derivado del cerebro que también en español tiene las siglas FNDC, pero el BNDF es una proteína que se crea en el cerebro bajo ciertas circunstancias y eso hace que se reduzcan los niveles de beta-amiloide. ¿Qué es la Beta-amiloide? Beta-amiloide es lo que llaman placas seniles en el cerebro; se van creando estas placas que luego cuando ya bloquean la función neurológica o sea de los nervios del cerebro, ahora se llama Alzheimer.

Bajo una condición de Alzheimer, si usted ve el cerebro por dentro, va a ver que está todo forrado de esa placa blancuzca que se llama beta-amiloide; pues se descubrió que lo único que logra reducir los niveles de beta-amiloide; o sea de la placa senil que sale en el cerebro es el ejercicio. Es lo único; se sabe esto porque este estudio que hizo el Massachusetts General Hospital; cuando la farmacéutica vio que esta sustancia BDNF podía reducir los niveles de beta-amiloide, pues pensó encontramos una mina de oro; porque si creamos un medicamento que sea como el BDNF y se lo damos a una persona con Alzheimer, pues vamos a reversar la placa senil y tenemos resuelto el problema de Alzheimer y eso pensó la farmacéutica, por lo tanto empezaron a meter mucha plata, mucho dinero en invertir para producir BDNF y dárselo a las personas.

Crearon dos grupos de investigación:

  • A un grupo con 50 personas le empezaron a dar un medicamento que tenía BDNF para ver si le reversaba la placa.
  • A otro grupo no le daban el medicamento y los ponían a hacer ejercicio.

¿Que resultó?; que los niveles reducidos de beta-amiloide que es la placa senil, se lograron solamente con ejercicio; se le cayó el proyecto a la farmacéutica.

Si usted tiene un ser querido que está empezando a padecer de Alzheimer, está empezando a perder la memoria, sepa que lo mejor que puede hacer con ese ser querido es acompañarlo a hacer ejercicio; póngalo a caminar.

Mientras más ejercicio haga de forma corrida en base a sus capacidades y a su edad, más se reducen los niveles de beta-amiloide comprobado. Así que el ejercicio tiene un efecto sobre el cerebro y sobre el sistema nervioso que causa neurogénesis que es recreación de los nervios y básicamente le crea nervios nuevos y le elimina la placa beta-amiloide que es lo que marca el Alzheimer. Así que usted puede ayudar a una persona con Alzheimer váyase a hacer ejercicio con él; ayúdelo a caminar y automáticamente usted está promoviendo que el cerebro empiece a eliminar las placas seniles y esto se los comparto porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo