Eructos

Nos escribe Begoña Sánchez, ella es de España y nos pone así, nos dice: “Podrías tratar el tema de Demasiado Eructo, aun siguiendo las instrucciones de tú libro”. Pues, Begoña se refiere a mi libro El Poder del Metabolismo, básicamente si uno sigue las instrucciones del libro, esto está diseñado para mejorar el metabolismo, para adelgazar, para controlar la diabetes y para ese tipo de actividad.

Ahora, les voy a compartir a ustedes lo que yo he descubierto que son los eructos. Los eructos son gases y los gases solamente se producen cuando algo no se está digiriendo bien, o sea, cuando uno come y la digestión es perfecta no hay eructos. Cuando uno come y hay alimentos dentro de lo que uno está comiendo que el cuerpo no los puede digerir, entonces hay eructos porque esos alimentos que no se pueden digerir bien se descomponen y cuando se descomponen se convierten en gas metilo y otros gases que entonces producen el eructo. O sea, que el eructo es como si fuera una señal de que hay algo que se está comiendo que el cuerpo no lo puede digerir, mi observación es que es posible que Begoña tenga lo que llamamos un sistema nervioso excitado.

Hay dos tipos, el cuerpo humano; el sistema nervioso está divido en dos partes; una parte se llama el sistema nervioso excitado, que así le llamamos en el libro El Poder del Metabolismo y la otra parte le llamamos el sistema nervioso pasivo. El sistema nervioso excitado es la parte del sistema nervioso que tiene que ver con la acción, con pelear, con correr, con una emergencia, con moverse y el sistema nervioso pasivo es la parte que tiene que ver con digerir, con descansar, con dormir. Ambas son igual de importantes, uno tiene que poder moverse para la acción y tiene también que poder dormir y digerir. Así que estas dos partes del sistema nervioso son vitales y el cuerpo alterna entre una y la otra pero todos nosotros tendemos a tener o más cantidad de excitado o más cantidad de pasivo, por ejemplo yo tengo un sistema nervioso pasivo. Los que tenemos un sistema nervioso pasivo somos muy carnívoros, comemos carne roja, comemos grasa y a nosotros ni la carne, ni la grasa nos engorda. Lo que nos engorda a nosotros los pasivos, es mucho el pan, la harina, el dulce, y eso está explicado como en 15 episodios distintos de Metabolismo TV, usted busca excitado o pasivo y usted puede detectar.

Hay episodios que le explican como usted detectar si usted es excitado o es pasivo para que pueda ajustar la dieta correcta a su tipo de sistema nervioso porque todos no somos iguales. Ahora, en el caso de los excitados, el sistema nervioso excitado es un sistema que cuando está más excitado que pasivo tiene problemas de digestión porque inclusive el páncreas que está pegadito al estomago y que produce las enzimas que ayudan al estomago a digerir, pues no producen suficiente enzima o sea que el sistema nervioso excitado no digiere bien. Las personas que tienen un sistema nervioso excitado tienden a tener un metabolismo o una digestión delicada, o sea que no pueden comer bien tarde de noche, que las comidas grasosas le caen mal, que el cuerpo retiene sal; o sea, es un sistema nervioso excitado que está diseñado para la acción y para eso ellos son buenísimos pero para digerir no son muy buenos.

Tienen una digestión delicada, es casi seguro que la amiga Begoña tiene un sistema nervioso excitado; pero sin entrar en eso, los eructos son causados por alimentos que el cuerpo no puede digerir. Lo que más produce eructos son alimentos a los cuales uno tiene intolerancia, van a ver un capítulo en el libro El Poder del Metabolismo que le habla de las intolerancias del cuerpo. Una intolerancia no es una alergia, una intolerancia es algo que el cuerpo no lo quiere, no lo quiere pero no llega a reflejarse como una alergia porque no le causa picor, no le causa dolor de cabeza, no le causa ronchas como hace una alergia normal pero la intolerancia lo que hace es que el cuerpo no lo tolera y como no lo tolera el cuerpo en efecto ataca ese alimento, lo ataca como si fuera un enemigo, como si fuera una bacteria y no lo puede digerir.

Muchas personas tienen intolerancia por ejemplo, como yo, tenemos intolerancia al gluten, el gluten es la proteína que contiene el pan, hay personas que tienen intolerancia a la soya, la soya la anuncian por ahí como una cosa súper saludable pero en realidad la soya. Hay personas que son intolerantes a ella y nosotros no la recomendamos en el libro, la soya porque afecta la tiroides, o sea que una persona que tiene problemas de hipotiroidismo o de metabolismo lento pues no se les recomienda la soya pero hay otras intolerancias, todas se explican aquí en el libro El Poder del Metabolismo, en el capítulo que se llama Las Intolerancias del Cuerpo.

Entonces, a la amiga Begoña y a cualquier persona que este experimentando problemas de eructos, que son gases que están pasando en el cuerpo. Lo que hay que encontrar es ¿cómo tomar ese sistema nervioso excitado? Y empezar a comer más vegetales, más ensaladas, menos grasa, menos sal, carnecita blanca; pollo, pavo, pescado. cositas suaves, menos carnes rojas o ninguna y automáticamente verá que la digestión se mejora y automáticamente los eructos van a desaparecer y buscar dentro de eso si hay algún alimento que es lo más seguro, o está comiendo pan y el pan el cuerpo no lo quiere, no estamos hablando de cuanto pan come, es que el que es intolerante al pan y al gluten, pues es intolerante al trigo y al gluten y si cuando usted lo come va a tener eructos porque el cuerpo no lo puede digerir. Y esto se lo comentamos porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo