La sal (o sea el sodio) hace falta


Quiero hablarles de un estudio reciente de una revelación, algo que nosotros habíamos observado dentro del sistema NaturalSlim de la gente que ayudamos hace años a bajar de peso y es que realmente la sal, el sodio, hace mucha falta.

Se nos ha vendido la idea por muchos años de que cualquier persona debe tratar de reducir la sal, es cierto que algunos de nosotros estamos abusando de la sal, pero hay un estudio reciente que ahora está demostrando que ya nosotros habíamos observado y es que se descubrió que las personas que  menos sal consumen son las personas que más ataques al corazón tienen. ¿Qué usted cree de eso?

Por muchos años ha habido toda una campaña con el tema de reducir la sal, de hecho yo estoy a favor de reducir la sal, pero quiero poner eso en contexto, porque realmente usted no puede tener salud, ni puede estar totalmente vivo si no tiene sal, porque la sal es esencial a la vida y ha habido como una campaña de información relativa a la sal, que en cierto sentido tienen algo de razón, pero como que le falta la mitad de la película y quiero explicarles lo que es.

Hay un estudio reciente que acaba de publicar la revista JAMA, JAMA quiere decir Jornal of American Medical Asociation, o sea es el jornal más importante de la Asociación Médica Americana, es un estudios que se hizo con 3681 pacientes, donde se descubrió, se siguieron a estas personas por un total de 8 años, bastante tiempo, y en esos 8 años lo que se hacía con estas personas es que se les media en la orina cuánta sal botaban, se ha descubierto que la mejor forma de saber cuánta sal consume una persona es cuánto orina, o sea que mientras más orine, más consume, menos orina, menos consume; así que eso ha sido como que la ciencia ha visto, como la mejor forma de medir la sal.

Lo que encontró este estudio de la Asociación Médica Americana, que se publicó en el Jornal de la Asociación Médica Americana, es que aquellas personas que consumían sal, o sea sodio, generalmente le decimos sal, pero es sodio, porque hay sales de potasio, sales de magnesio y otras cosas, pero aquellas personas que más sal consumían, versus aquellas persona que menos sal consumían, pues la comparación que salió de este estudio es que de estos que mas consumían sal, pues en un periodo de 8 años, el 0.8 de 1%, 0.8 , de estos tuvieron problema de corazón y de los que menos sal consumían, el 4.0 tuvieron problemas del corazón.

“Quiere decir que lo que se descubrió es que en los que comen menos sal hay 4 veces más problemas al corazón, ataques del corazón al consumir menos sal, que el que consume más sal.”

Ahora, esto hay que ponerlo en un contexto, no se vaya usted a volver loco ahora tomando sal, porque aquí está faltando algo que este estudio no está explicando, que es algo que nosotros explicamos bastante bien en el libro El Poder del Metabolismo y especialmente bien en un capítulo larguito que hay en la parte de atrás de este libro nuevo que se llama Diabetes Sin Problemas, hay un capítulo que se llama magnesio y potasio, es un capítulo que tiene todas las referencias clínicas, incluyendo este estudio que demuestran que realmente el problema no es que la persona coma exceso de sal, es que le está faltando el mineral que balancea o los minerales que balancean la sal que es el potasio y el magnesio; o sea que dentro del juego hay un balance y la clave es mantener el balance. Todo lo que se va fuera de balance pues causa daño.

Así que el problema no es la sal, es que si consume sal, sal, sal, sal o sea sodio, sodio, sodio, sodio, sodio y no hay suficiente potasio para contrarrestar ese sodio y no hay tampoco suficiente magnesio para contrarrestar ese sodio, entonces es que viene ese problema de la salud, o sea que este estudio básicamente lo que hace es que trae a la luz el hecho de que la solución verdadera no es necesariamente comer menos sal, porque al usted comer menos sal, fácilmente cae en la proporción de persona que más ataques al corazón tienen. La proporción es realmente entender qué es lo que está pasando dentro del cuerpo y eso se los quiero explicar ahora, ya sabemos que lo que reflejan los últimos estudios es esto: los que menos sal comen, más ataques al corazón tienen.

Ahora, vamos a poner esto en el contexto correcto para que usted entienda realmente lo que está pasado dentro de las células. Las células dentro pues tienen una parte en el centro que se llama la mitocondria que es donde se crea la energía, de la forma que es el diseño del cuerpo, todo el potasio del cuerpo está adentro, el potasio del cuerpo, el símbolo del potasio es la letra K, el potasio del cuerpo, el 98% del potasio y eso es lo que reflejan todos los textos de fisiología, que es el estudio del cuerpo, todo el 98% de todo el potasio está dentro de la célula, ahí es que se supone que esté; y fuera de la célula está el sodio, digamos que ese es el diseño divino.

Potasio y sodio son contrarios, yo no les diría que son enemigos, diría que son contrarios, o sea tienen efecto contrario. Por ejemplo el potasio tiene un efecto diurético, saca el agua del cuerpo y el sodio retiene el líquido, así que los dos tienen efectos distintos. La polaridad es distinta, de hecho el potasio es lo que permite que la célula tenga una estructura que no se colapse. El sodio siempre está empujando hacia adentro y hace su presión porque trae el agua detrás y empuja, pero mientras haya potasio las células se pueden proteger.

Entonces, de la forma que funciona, aquí falta un tercer jugador que es el magnesio. En la pared de cada célula hay un mecanismo que se llama la bomba de sodio potasio y el magnesio que es vital, es el mineral que activa esa bomba de sodio potasio y esa bomba de sodio potasio como hemos visto en episodios anteriores, es la que cualquier sal que penetra aquí dentro, la bomba de sodio potasio cuando se activa con el magnesio, saca el sodio hacia afuera y cualquier potasio que usted consuma, vegetales, ensaladas, cosas que contienen potasio, pues la bomba lo hala y lo mete dentro de la célula y ese es como el orden divino de cómo funciona dentro.

Ahora, ¿Cuál es el problema de las persona con alta presión?, el problema de las personas con alta presión no es solamente que coman sal, el problema es que no consumen potasio. El potasio, bueno nosotros usamos dentro de los NaturalSlim y recomendamos mucho el citrato de potasio. Hay 8 clases de potasio, los que reflejan los estudios clínicos es que ninguno reduce más la presión y contrarrestar más la sal y balancea más la sal mejor que el citrato de potasio, está el sulfato de potasio, el gluconato de potasio, todos esos, los que venden en los sitios de venta de productos naturales, siempre es el más barato; pero el citrato de potasio es el que tiene los estudios clínicos que demuestra que realmente mejor funciona, así que básicamente  está demostrado, el citrato de potasio está demostrado que baja la presión.

Nosotros tenemos cientos y cientos de personas, sino miles que al pasar por el sistema NaturalSlim le suplementamos la dieta con potasio, con citrato de potasio, uno que se llama KADSORB, que es el que nosotros usamos, le damos magnesio en el formato este de MAGIC MAG, que es citrato de magnesio también, no es glucosado de magnesio, es la forma más absorbible al cuerpo. Entonces cuando hay magnesio y hay potasio la presión baja y la persona también protege el corazón, así que básicamente el problema no es el exceso de sal solamente.

Para terminar quiero decirles que el problema principal viene de lo siguiente. El consumo recomendado de potasio, recomendado para la población en general y este es el consumo recomendado en Estados Unidos por lo que llaman la academia Nacional de Medicina. Recomienda 4700 miligramos de potasio al día y de sodio recomiendan no más de 2300 miligramos. Ahora, mire lo que está pasando, los estudios que se han hecho se ha encontrado que la gente está comiendo en promedio en vez de 4700 miligramos de potasio, están usando 2100 y en vez de 2300 miligramos de sodio están usando 4400, en otras palabras que esto está al revés y eso es lo que trae el problema. Lo que trae el problema es el desbalance entre sodio y potasio. Y esto se los comento, porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo