¿Obesidad En Los Niños y Como Ayudarlos??

Hoy vamos a hablar de la obesidad en los niños, en el libro El Poder del Metabolismo estoy hablando de todos los factores que crean un metabolismo lento. Todos los que saben un poquito de esto ya se dieron cuenta de que las dietas no funcionan, en verdad las dietas no funcionan ninguna dieta funciona, o sea una dieta le puede hacer bajar de peso a usted un tiempito, digamos usted cuenta calorías, pasa hambre, deja de comer, lo que sea y usted baja de peso.

El problema es que bajar de peso no es lo mismo que recobrar el metabolismo son dos cosas distintas, así que básicamente usted baja de peso con una dieta, si lo hizo pasando hambre y como el metabolismo no quedó reforzado que es lo que produce la energía, rebota. Por eso es que la gente hace una dieta, pasa trabajo, baja de peso y al poco tiempo rebota y vamos a decir que perdió 3 kilos que son como 7 u 8 libras y al poco tiempo ganó 4 para atrás y después hizo una dieta y perdió 7 kilos que son como 16 libras y después ganó 9 para atrás, o sea que le llaman el yoyo porque uno baja y sube, baja y sube desgraciadamente siempre sube más arriba de lo que bajó.

Entonces es el cuento de nunca acabar, así que lo único que realmente funciona a largo plazo como estilo de vida de forma permanente es mejorar el metabolismo, está comprobado. No hay que hacer mucha prueba por ejemplo nosotros llevamos en NaturalSlim en Agosto cumplimos 15 años, ahora mismo manejamos como 2000 personas semanales nos visitan en los NaturalSlim de Puerto Rico, tenemos un NaturalSlim en México ahora que está atendiendo cientos y cientos de personas llegando a los miles mensuales y básicamente en todos ellos lo que vemos es que la persona adelgaza y no rebota, adelgaza, adelgaza, adelgaza y no rebota, porque está recobrando su metabolismo, está arreglando su tiroides, está limpiando su hongo cándida, está hidratando el cuerpo, está haciendo lo que es correcto para recobrar la energía y la salud y la energía esa sale del metabolismo.

Podría decirse que la dieta es como si fuera el combustible del cuerpo, como la gasolina para su carro y el metabolismo es como su motor, así que si usted tiene problemas con el metabolismo, digamos con el motor de su carro, usted no lo va a resolver con la dieta. Igual que usted no resolvería un problema del motor de su carro mejorando la gasolina porque el problema no está en la gasolina está en el motor. Así que básicamente cuando hablamos del problema del metabolismo, la clave es tener unos hábitos y unos conocimientos que permitan que ese metabolismo se mejore, que haya más eficiencia y que el cuerpo en vez de almacenar grasa lo que haga es que la queme. Cuando el cuerpo está en buen estado y el metabolismo está muy bien todo lo que usted come se quema.

Estoy seguro que todos ustedes conocen a uno de esos flacos condenados, yo le llamo los flacos condenados que comen como locos y no engordan, todo el mundo conoce uno son odiosos. No, no son odiosos. Toda persona que conoce a uno de esos que come lo que quiera, chocolates, dulce, pizza, Coca-Cola, refrescos, lo que quiera, azúcar no engordan, porque tiene un metabolismo ágil es una cosa así que se mueve rápido, pero aquellos de nosotros como yo que padecemos de un metabolismo lento tal parece que engordamos hasta de mirar la comida. Así que es un problema de metabolismo, no es un problema de dieta.

Ahora, cuando trabajamos con nuestros niños y queremos ayudar a nuestros niños, a nuestros nietos la clave, y eso es lo que quiero compartir en este episodio, la clave es entender varios factores. Voy a explicarles los factores que afectan lo que tiene que ver con el tema de ayudar a un niño a adelgazar. No hay cosa más triste que darse cuenta que los niños son victimas, son victimas de los padres, son victimas de los abuelitos, porque una victima es alguien que se pone en efecto de otro. Así que tenemos la causa, digamos que sea el padre, la madre, el abuelo, la abuelita; sí esta persona está haciendo lo que no es con el niño como el niño aprende por ejemplo, o sea usted le puede hablar al niño todo lo que usted quiera pero en verdad lo que el niño aprende es con el ejemplo, o sea que si no le da buen ejemplo, digamos si usted come chocolates todos los días y pizza, y harina, y dulce todo lo que usted quiera y lo que tiene en la nevera son galletitas y refrescos azucarados y demás pues ¿qué usted puede esperar del niño? Pues va a ser una victima de eso porque lo que usted le está creando en el ambiente en el entorno lo único que le va a dar es información incorrecta.

Así que cuando usted tiene un niño, que es un niño que ya está obeso o que ya está mostrando signos de obesidad que puede tener sinusitis, migraña, picores en la piel, gases, mucho cansancio, una obesidad descontrolada, mala calidad de sueño, todo lo que le puede pasar a un niño, pues este niño en verdad está siendo victima del padre o de la madre o de los abuelitos o de las abuelitas porque como el niño aprende por ejemplo pues lo que sea que él esté haciendo pues lo está aprendiendo de su fuente de información y automáticamente tiene un problema de obesidad.

Ahora le voy a dar las buenas noticias. La mala es que el niño es una victima del padre o la madre o del abuelito o de la abuelita porque el aprende por el ejemplo, no tiene otra forma de aprender. Ahora, ¿cuál es la buena noticia? La buena noticia es que desde el punto de vista del metabolismo cuando un cuerpo es un cuerpo joven pues tiene una capacidad metabólica mucho más eficiente. No es lo mismo este cuerpo aquí de 63 años que está usado, aunque en buen estado a un cuerpo de un joven, de 8 años, no es lo mismo. Mi cuerpo siempre va a tener un metabolismo más lento por el uso y abuso de él por el desgaste que tiene va a tener mucho menos metabolismo a los 63 años que tengo a un niño de 8.

Entonces eso nosotros lo hemos visto mucho en los NaturalSlim y en la información que nosotros usamos dentro del libro El Poder del Metabolismo que se aplica dentro de las clínicas NaturalSlim y es que nos hemos dado cuenta que cuando un niño viene a NaturalSlim y se le enseña a tomar agua, se le enseña a reducir los carbohidratos refinados como el pan, la harina y todo ese tipo de cosas, empieza a comer más vegetales, a comer más proteína, automáticamente ese niño adelgaza pero adelgaza rápido. Esa es la buena noticia, es que los niños responden rápido y adelgazan rápido. Nosotros los más viejitos tardamos más porque ya somos más lentos, porque estamos usados, pero el tema es que el metabolismo del niño responde rapidísimo. Usted quiere controlar la obesidad de un niño; cámbiele los hábitos, dele buen ejemplo, haga la compra correcta para la nevera, enséñele a comer proteína, proporcionar su plato con el 2×1, el 3×1 lo que vaya a ser, a tomar agüita en lugar de refresco y usted va a tener un niño delgado, feliz, contento y saludable. Esto se los comunico porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo