Siempre tengo la boca seca


Quiero contestar una pregunta que me han hecho varias veces, pero ya me toca contestarla, hay un montón de personas que me preguntan ¿Por qué siempre tengo la boca seca? O sea padecen de una resequedad en la boca catastrófica. Quiero explicarles por qué pasa, es algo que tiene solución, si uno entiende qué es lo que está pasado detrás.

La boca seca, la boca tiene mucha mucosa, la mucosa es este tejido rosado que hay dentro, ese tejido es un tejido bien húmedo. Si usted se fija las mucosas siempre son bien mojaditas, siempre están llenas de agua; cuando la boca está bien reseca, hay personas que la tienen tan y tan reseca que se les empieza como a cuartear por los lados de los labios, pero la boca reseca es algo que aún la persona tratando de tomar agua no lo resuelve, no lo resuelve con facilidad. Ahora le quiero explicar, si uno sabe lo que lo causa uno puede resolver el problema. La medicina por ejemplo utiliza mucho la técnica de tratar de medicar el síntoma en vez de buscar la causa, a mí me gusta encontrar la causa, para que la persona pueda arrancar el problema de raíz.

La boca seca viene, principalmente uno de los factores principales con la boca seca va a ser el tema de deshidratación, la deshidratación es acumulativa. ¿Cuánta agua necesita un cuerpo?, un cuerpo necesita su peso en kilogramos dividido por el número 7 igual a vasos de agua, vasos de agua que serían vasos de 250 mililitros. Si usted pesa 70 kilogramos lo divide por 7 a usted le tocan 10 vasos de agua al día. Si pesa 140 lo siento, le tocan 20. Dependiendo del tamaño del cuerpo, usted divide el peso en kilogramos, lo divide por 7 le da cuando vasos de agua. Si usted pesa su cuerpo en libras como lo hacemos en Puerto Rico, en Estados Unidos o en Panamá, usted dice cuántas libras, lo divide por el número 16 y le va a dar cuantos vasos de agua de 8 onzas, es lo mismo. Pesa 160 libras, le toca 10 vasos de agua de 8 onzas, o pesa 320 libras ¡Ah!, pero le tocan 20, así que básicamente dependiendo.

Ahora, la deshidratación es un punto importante; cuando el cuerpo va acumulando deshidratación llega un momento que empieza a producir, cuando está bien deshidratado, empieza a producir una hormona que se llama vasopresina y vasopresina hace lo que el nombre dice presiona los vasos sanguíneos. Cuando presiona los vasos sanguíneos no deja pasar el agua que ya esta escasa a las mucosas como las de la boca y entonces la boca se super reseca, así que una de ellas es empezar hacer la hidratación.

Ahora, no se resuelve ahí completo. La otra razón por la cual la boca está muy reseca es porque la persona muchas veces no se ha dado cuenta que tiene la glucosa alta. Si una persona tiene la glucosa, que es la azúcar en la sangre demasiado alta y no se ha dado cuenta, la única forma de usted saber si tiene la glucosa alta es una de dos, o va al médico para que le mande hacer una prueba de laboratorio, para ver cómo está la glucosa suya en ayunas, si la glucosa suya en ayunas, o sea por la mañana temprano, antes de hacer nada, antes de desayunar está en 85 miligramos por decilitro o más, ya usted sabe que está siendo un poquito más alta de la cuenta. La glucosa realmente debería dar 84, 83, 82 por ahí para abajo 78, eso se vería como lo normal.

Revise su glucosa, consígase un glucómetro y mídaselo usted, que lo venden en cualquier farmacia o haga que su médico le haga una prueba, pero revise la glucosa. ¿Por qué es que la glucosa tiene que ver con la boca reseca?, pues muchísimo. Las células dentro contienen agua, pero la glucosa que está fuera de la célula a menos que entre para ser combustionada como parte del metabolismo, la glucosa es lo que llaman hidrofílica, fílica viene de filio que quiere decir hermano, algo que se atrae, así que la glucosa es hidrofílica, que quiere decir que jala el agua. La glucosa, cuando hay mucha glucosa, mucha glucosa, mucha glucosa, mucha glucosa alrededor de la célula, la célula se deshidrata, porque la glucosa le roba el agua a la célula, le roba el agua, la glucosa hala el agua hacia afuera y la reseca.

Así que una de las cosas que más reseca, que causa una voz reseca, un tejido bien reseco en el cuerpo es la glucosa alta. Por ejemplo, las mujeres que tienen diabetes, que tienen una diabetes descontrolada, tiene la glucosa muy alta, siempre se quejan de que les arde cuando tienen sexo, pero les arde cuando tienen sexo porque como la mucosa de la vagina tiene que estar mojadita para que haya lubricación y tienen la glucosa demasiado alta, entonces está bien reseca, porque la glucosa se lleva toda el azúcar, la glucosa es un ladrón de agua, la glucosa se roba el agua. Las personas que tienen la glucosa demasiado alta, van a empezar a tener la piel bien reseca y va a ver que los codos los tienen con muchos pellejos y la planta de los pies también tiene mucho pellejo, porque la misma glucosa le va robando el agua del cuerpo.

Así que básicamente si usted está teniendo problemas de una boca muy reseca, mire 3 puntos:

  1. Necesita resolver su hidratación,
  2. Necesita revisar, posiblemente tiene la glucosa muy alta
  3. Usted está teniendo un sistema nervioso demasiado excitado.

Este tema de boca reseca solamente le pasa a la persona que tiene el sistema nervioso excitado, porque la persona de sistema nervioso excitado tiene el cuerpo tan estresado, tiene mala calidad de sueño, tiene todo lo otro que entonces el cuerpo simple y sencillamente está tan y tan estresado que produce demasiada adrenalina. Cuando produce demasiada adrenalina que es la hormona del estrés que se produce arriba de los riñones en las adrenales, pues la adrenalina es un vasoconstrictor, cierra los vasos sanguíneos, no deja que haya hidratación y automáticamente le crea una boca muy reseca.

Así que esas son las 3 razones: falta de agua, glucosa demasiado alta y un sistema nervioso demasiado excitado. Para eso véase el episodio 1043 de MetabolismoTV que le da trucos para controlar o tranquilizar el sistema nervioso, así que eso realmente le resuelve el problema de la boca, le garantizo que lo va resolver. Y esto se lo comento, porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo