Una hormona que no te dejará adelgazar


Quiero explicarte sobre una hormona en específico que no te va dejar adelgazar, no importa lo que hagas. No importa ¿Cuánto ejercicio?, no importa ¿Cuánto dejes de comer?, no importa lo que hagas, ¡No te va dejar adelgazar!.

Trabajando con el tema metabolismo, pues he llegado a entender realmente cómo funciona el cuerpo, si uno sabe ¿Qué crea la grasa?, ¿Qué es lo que causa la obesidad?, pues uno pudiera entonces descifrar cómo lo evito y el cuerpo humano pues depende de hormonas. Las hormonas, la palabra hormona viene del griego mensajero y está muy bien que sea así, porque las hormonas son proteínas mensajeras. Cuando decimos proteínas, estamos hablando de que es una sustancia como si fuera carne, queso, huevo, está hecho de proteínas, las hormonas, nuestro cuerpo las crea en esos órganos que se llaman las glándulas como decir el páncreas que crea la hormona insulina, hay hormonas que se crean en las glándulas adrenales como la adrenalina cuando uno tiene estrés, pues las hormonas son mensajeras.

Las hormonas son mensajeras poderosas; fíjate si son poderosas que si tu tomas el cuerpo de un hombre y le pones la hormona estrógeno que es una hormona femenina, pues al hombre le salen senos, le empiezan a salir senos y la voz se le pone finita por que se empieza a poner femenino. Si tú tomas el cuerpo de una mujer y le das la hormona testosterona que es una hormona masculina, pues a esa mujer le va empezar a salir barba, porque le da órdenes al cuerpo de que opere como si fuera un cuerpo masculino, o sea que sea como sea que no hay nada más poderoso en el cuerpo que las hormonas.

Bueno, pues todas esas personas que están haciendo dieta, que empiezan dieta y la rompen y no tienen resultados y hacen ejercicios y demás, sepan que hay una hormona en específico, una que no les deja adelgazar, que cuando esa hormona está muy alta simple y sencillamente no importa lo que tu hagas, el ejercicio, el sacrificio, lo que dejes de comer, no vas a adelgazar. Cuando un cuerpo se pone en sobrepeso, obeso, pues la persona muchas veces va querer traerlo muchas veces a lo normal.

La hormona que no deja adelgazar se llama insulina y ahora no estoy hablando de diabéticos, estoy hablando de ti; cualquier persona que no pueda adelgazar con facilidad, simple y sencillamente es porque hay demasiada insulina. ¿Por qué se esto? Bueno, porque la única forma que existe para construir grasa en el cuerpo, para tu construir cualquier grasa, tú necesitas dos cosas. Uno, necesitas mucha glucosa que es el azúcar de la sangre y esa glucosa la tienes que combinar con una hormona que se llama insulina, que la hace el páncreas, el páncreas está como debajo del seno izquierdo.

Tu pones glucosa, el páncreas hace insulina, cuando se junta la glucosa con la insulina se produce la grasa; no existe ninguna otra forma de crear grasa, tu puedes comer toda la grasa que tú quieras y no vas a poder crear grasa, a menos que tengas insulina. Tú puedes comerte lo que tú quieras, de lo más engordarte que tú creas, azúcar, lo que sea y si tu cuerpo no tiene insulina, no puede hacer grasa, o sea, de la forma que el cuerpo funciona para tu producir grasa en el cuerpo y tu poder engordar, necesita por fuerza la insulina.

Ahora, ¿Qué le pasa a muchas personas? Muchas personas padecen de lo que llaman resistencia a la insulina, este es un problema serio que hay en la población. ¿Qué es resistencia a la insulina?, la resistencia a la insulina quiere decir que si a una célula yo le pongo insulina en frente, pues le estoy dando un mensaje de que abra la compuerta para que ingrese la glucosa, pero si le sigo poniendo más insulina y más insulina y más insulina y rodeo a la célula todo el tiempo de insulina, llega un momento que la célula lo que hace para protegerse del exceso de insulina es que se pone inmune, se pone sorda a la insulina. Es como si alguien te gritara mucho, mucho, mucho a ti, pues tú te tapas los oídos y no lo quieres oír más. Si alguien te llama demasiadas veces, lo más seguro tu no contestas el teléfono, bloqueas esa señal. pues a las células del cuerpo les pasa lo mismo. Cuando ha habido demasiada producción de insulina, las células se ponen insensibles a la insulina y eso se llama resistencia a la insulina. 

Ahora, si tú estás haciendo dieta, cortando los carbohidratos, haces la dieta 3×1, estás toman agua, estás haciendo todo lo que se te recomienda en el libro El Poder del Metabolismo y en MetabolismoTV y con todo y eso no estás pudiendo adelgazar, te garantizo que lo que estás experimentando es resistencia a la insulina, ¡Te lo garantizo! La resistencia a la insulina es causada porque ha habido tanta insulina anteriormente que ya las células se pusieron inmunes y no te hacen caso. ¿Cómo se rompe la resistencia a la insulina? Una de las formas más efectivas de romper la resistencia a la insulina es que hay que suplementar el cuerpo con magnesio.

Claro, el magnesio siempre trabaja junto con el potasio, así que tu empiezas a suplementar magnesio y potasio para que las células puedan funcionar, porque los receptores que son como unas antenitas que reciben la insulina, están construidos de magnesio, pero el magnesio no funciona bien sin el potasio, así que hay que empezar a suplementar el cuerpo con magnesio y potasio para que los receptores reciban la insulina y puedan volver a funcionar y dejen de estar resistentes a la insulina.

Ahora, la otra forma es que se haga lo que se llama el ayuno intermitente; el ayuno intermitente no es una dieta, el ayuno intermitente es un sistema de romper la resistencia a la insulina; es un sistema donde por ejemplo tú haces una cena, tu última cena del día, vamos a decir, por decir algo a las 8 de la noche, si tú a las 8 de la noche, 8pm tuviste la cena, a las 8 de la mañana del otro día ya tienes 12 horas, pues ese día evitas el desayuno y vas a tratar, de aquí a aquí hay 12 horas, pero cuando uno hace un ayuno intermitente tiene que llegar de 14 a 16 horas, quiere eso decir que 14 horas desde las 8, sería las 10 de la mañana, pero 16 horas sería a las 12 del mediodía.

Quiere eso decir que si tú cenaste a las ocho de la noche y no vuelves a comer hasta las 12 del mediodía, acabas de hacer un ayuno intermitente; se ha demostrado en la literatura científica que el ayuno intermitente obliga al cuerpo, al no darle nada que comer, no va haber prácticamente ninguna glucosa, el cuerpo va tener que vivir de la glucosa que está almacenada en tu hígado.

En el hígado hay almacenada glucosa para 22 o 24 horas, es como un tanque de reserva, cuando el cuerpo se ve obligado a eso, las células que estaban intolerantes a la insulina, que no querían saber de la insulina porque había mucha, de momento se ponen sensibles porque el cuerpo quiere sobrevivir y cuando se ponen sensibles, ahora con poquita insulina pueden funcionar.

La mejor forma es que tu vayas a tu médico, si sospechas que tienes resistencia a la insulina, que vayas a tu médico y le pidas que te haga una prueba de insulina en ayunas, insulina en ayunas, es una prueba muy económica. Acá en Estados Unidos vale como 8 o 9 dólares. Insulina en ayunas es que tú vas en la mañana al laboratorio y te miden la sangre, miden tu glucosa pero también miden tu insulina.

La insulina en ayunas, debería ser en un cuerpo salud, que no tiene problemas de obesidad, debe estar entre 2 y 5 Iu por mililitro. Iu es international unit quiere decir unidad internacional, esta es la medida que usa el laboratorio. De 2 a 5 sería saludable, no tendrías resistencia a la insulina, pero le garantizo que lo más segura le va a estar dando 8, 10 y hay personas que les da hasta 15. Cuando te da tanta insulina en ayunas, ya tu sabes que lo que estás experimentando es resistencia a la insulina y tienes entonces que hacer un tiempo ayuno intermitente hasta que le rompas la resistencia a la insulina al cuerpo. Esto te lo comento, porque yo lo he probado, porque sé que funciona y porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo