No Puedo Aumentar de Peso

No puedo aumentar de peso, estoy demasiado flaco; vamos a contestar esta pregunta que tiene que ver con una persona que nos comenta de que tiene el problema contrario del que tenemos la mayoría de nosotros. La mayoría de nosotros tenemos el problema de que nuestro cuerpo acumula grasa y se pone más grande de la cuenta, se llama engordar, pero esta persona tiene un problema al revés, que es que su cuerpo simple y sencillamente siempre permanece bien delgado, demasiado delgado, no importa lo que haga.

Entonces nos escribe así, la amiga que se llama Matilde de los Santos, ella es de la República Dominicana, de Santo Domingo, y pone este comentario, dice: “Tengo problemas para aumentar de peso, como mucho y de todo, intento todo y no me da resultados. Devoro la comida en cuestión de segundos sin importar lo que sea. ¿Qué puedo hacer para tener un metabolismo más lento y cómo puedo subir más de peso?” Pues esta no es la primera vez que me hacen esta pregunta. De hecho es un tema relacionado al metabolismo, en episodios anteriores hemos hablado de que tan malo es un cuerpo que acumula demasiada grasa y crea demasiado cuerpo como un cuerpo que no puede acumular cuerpo, que queda demasiado delgado y se ve hasta enfermizo, o sea que en la vida los extremos son los que son malos. El extremo de exceso de obesidad y el extremo de exceso de delgadez pues pueden ser igual de problema, una persona por ejemplo le gustaría tener un cuerpo que tenga más musculatura, que tenga más forma, que tenga más masa, y no lo pueda tener.

Eso es tan problema para esa persona como la persona que tiene un cuerpo que es mucho más grande de lo que quiere y toda la ropa le queda apretada, especialmente me han consultado algunas mujeres que se encuentran, pues no pueden echar senos, no tienen glúteos, no tienen cuerpo, y lo que se ve es como el esqueleto. Vamos a explicarlo un poquitito, qué es lo que causa esto y qué podría hacer una persona para digamos echar cuerpo y no necesariamente echar grasa sino echar cuerpo. La diferencia es crucial aquí, usted no quiere llenar el cuerpo de grasa. Algunos me han dicho “No, yo debo comer más grasa.” No, no, no. Si comes más grasa te vas a poner más delgado. Y dice “Pero caramba, ¿cómo es que voy a comer más grasa y me voy a poner más delgado si estoy delgado?” Le voy a enseñar ahora para que usted vea cómo es.

En distintos episodios hemos estado hablando de la diferencia entre el sistema nervioso pasivo y el sistema nervioso excitado, una persona que tiene un cuerpo demasiado delgado, que simple y sencillamente no puede ganar peso de ninguna forma, no es otra cosa que una persona que tiene un sistema nervioso súper excitado. La persona que tiene un sistema nervioso muy excitado, contrario al que tiene sistema nervioso pasivo, el sistema nervioso excitado tiene exceso de estimulación. El sistema nervioso pasivo tiene deficiencia de estimulación, o sea trate de imaginarse que en el sistema nervioso excitado el conducto de llevar los estímulos, los impulsos eléctricos, es como un conducto grande, ancho; cuando que en el sistema nervioso pasivo el conducto sería algo delgado. Un cuerpo de sistema nervioso excitado lleva muchos impulsos, muchos impulsos nerviosos que salen desde el cerebro hacia todo, a través de todos los nervios para llegar a todos los órganos, si usted tiene duda si su cuerpo es pasivo o excitado véase el episodio número 199 de Metabolismo TV donde yo explico con lujo de detalle cómo usted saber si su sistema nervioso es pasivo o es excitado. Es crucial saberlo.

Ahora, en el caso de esta persona que nos está consultando qué puede hacer para que su cuerpo no esté tan delgado y pueda echar un poco de cuerpo, construir un poco de cuerpo, pues la clave es y le puedo decir que su sistema nervioso está excesivamente excitado, como está excesivamente excitado está mandando demasiados impulsos hacia todas las glándulas. Una de las glándulas que recibe el impulso es la tiroides. La tiroides es una glándula que está en el cuello, si se le envían muchos impulsos a la tiroides, muévete, muévete, muévete, muévete, muévete, la tiroides se vuelve hipertiroides, o sea que esta persona empieza a tener lo que llaman hipertiroidismo. Hipertiroidismo. Lo que eso quiere decir es que la tiroides está produciendo demasiada hormona tiroidal. Lo que eso quiere decir es que ahora hay demasiado metabolismo demasiado acelerado. Tan malo es una cosa que va demasiado lenta, como el hipotiroidismo, como es una cosa que va demasiado rápida, como es el hipertiroidismo.

El sistema nervioso pasivo, que es como decir el cuerpo mío, es un sistema nervioso que construye mucho, crea mucho, lo que llaman anabolismo. Anabolismo quiere decir construcción. Por ejemplo usted quizá ha oído los atletas estos que alzan pesas y usan anabólicos. Son sustancias anabólicas. Son unas sustancias que obligan al cuerpo a construir más músculos. Esos son anabólicos, son para construir, pero el contrario al anabolismo se llama catabolismo y catabolismo quiere decir destrucción, en otras palabras, que el cuerpo que tiene un sistema, la persona que tiene un sistema nervioso excesivamente excitado tiene demasiado catabolismo, demasiada destrucción. Por lo tanto no puede tener cuerpo porque todo lo que él come lo quema. Lo quema, lo quema y destruye todo. Y como destruye todo no construye nada, y como no construye nada la persona no tiene cuerpo y se queda delgado, delgadísimo, y se ve hasta enfermizo.

Así que básicamente para uno poder ganar cuerpo uno tendría primero que tranquilizar ese cuerpo. ¿Cómo tranquiliza usted un sistema nervioso excitado? Pues le voy a decir cómo lo tranquiliza. Si usted tiene un sistema que está demasiado excitado, que es un sistema que tiene demasiado movimiento y la tiroides está demasiado acelerada y hay demasiado catabolismo y no puede construir cuerpo, la clave es tranquilizarlo. ¿Cómo lo tranquiliza? Por ejemplo algo que se hace, que se empieza a hacer son jugos de vegetales. Jugos de vegetales, no le estoy hablando de jugo de frutas, le digo jugo de vegetales.

¿Por qué los jugos de vegetales? Los jugos de vegetales contienen minerales potasio, magnesio, que son minerales que tranquilizan el sistema nervioso. Cuando una persona empieza a tomar un par de jugos de vegetales diario, no sirve el jugo de vegetal que venden en el supermercado porque a ese le echan sal. Usted lo quiere acabado de exprimir en un extractor de jugo, se toma par de esos al día, dos vasos de esos de 8 onzas o de 250 mililitros y dos jugos de esos al día, dos, empiezan a tranquilizar el cuerpo. Inmediatamente va a empezar a dormir mejor, a ir al baño mejor, a sentirse con más energía, va a sentir mucho menos dolor en el cuerpo.

El que tiene un sistema nervioso excitado va a tener siempre mucha tensión en la parte arriba de hombros, está bien tenso. Estos jugos, como contienen mucho potasio y mucho magnesio, le tranquiliza. Algo que ayuda dramáticamente a cambiar el sistema nervioso excitado es utilizar algo que contenga magnesio, pero especialmente algo como el MagicMag que contiene citrato de magnesio. El citrato de magnesio especialmente, hay ocho tipos de magnesio, pero por ejemplo el magnesio si es citrato lo que hace es que relaja toda la musculatura, relaja el sistema nervioso y de momento para todo el exceso de estimulación y el cuerpo se empieza a tranquilizar y deja de romper tanto las células y empieza a construir.

Otra cosa que se debe hacer es que debe saber que la grasa, todo lo que sea grasa, excita el cuerpo. Por lo tanto una persona delgada que piense que se va a poner más grande comiendo grasa hace al revés porque la grasa lo excita más. La grasa es un ácido graso y todo lo que sea ácido tiende a excitar el cuerpo y lo excita más. Así que le acelera todavía más la tiroides si come grasa. Así que tiene que hacer una dieta baja en grasa, así que tiene que ser baja en grasa. Lo otro que tiene que hacer es que tiene que quitar la sal. La sal también acelera el sistema. Y lo otro que tiene que hacer es que tiene que tomar montones de agua. Si usted hace estas cosas, automáticamente usted va a ver que el cuerpo se empieza a tranquilizar, empieza a dormir mejor y automáticamente va a ver que la comida le empieza a llenar el cuerpo. Y eso se los comparto porque la verdad siempre triunfa.

Frank Suárez

Especialista en Obesidad y Metabolismo